Skip to content

Errores del Pasado.

enero 23, 2010

Siempre se ha dicho que la sociedad que no conoce su Historia está condenada a repetirla; y es una sentencia que suele aplicarse  erróneamente a  un país como si la historia conociera de fronteras. Lo que pasa en España ahora puede ser perfectamente  extrapolable a la Alemania o los  Estados Unidos de los años 30; ni que la condición humana entendiera de pasaportes. ¿Por qué  nombro esos paises y esa década?, porque creo  que si no conocemos lo que ocurrió en esos paises en los años 30 puede que  repitamos los mismos errores, con funestos resultados.

Vaya por delante que siempre he creido que España es un país racista de boquilla, pero el racismo es tan desagradable que para que salga  de la boca del  racista, a no ser que sea la de un racista comprometido, tiene que encontrarse en el habitat adecuado, bajo unas  condiciones determinadas y en  un ambiente distendido. Hoy en día el racismo está muy extendido pero solo aflora en  conversaciones de bar, entre amigos o con la familia, todos  hemos escuchado esa manera despectiva con la que de forma  habitual y cotidiana la gente se refiere a los ecuatorianos, o empezamos a asociar  actividades delictivas o marginales con una  determinada nacionalidad; en fin, detalles. ¿Qué hace falta para que ese racismo de salón y de usos  cotidianos, dentro de lo que  cabe vergonzoso y tímido, se vuelva peligroso? Legitimidad mal entendida.

Como la que insinuó el ayuntamiento de Vic de CIU, PSC y ERC. Y que el PP ha institucionalizado, han cogido los clichés de la calle,  las  medias  verdades o mentiras absolutas para dar legitimidad al racismo que concluye que en una situación de crisis no  estamos  para dar servicios a personas que no tienen papeles; Como si los papeles otorgaran o quitaran humanidad y desposeyeran de los derechos humanos que otro papel más importante otorgo en asamblea mundial. Ese racismo de salón y de taberna ha encontrado un altavoz que hace que la persona que lo maneja se sienta menos indeseable por considerar que una persona por el simple hecho de ser un negro de mierda llegado de Mauritania no tiene derecho a empadronarse y ser atendido por un médico pagado por el porcentaje de seguridad social que se le deduce de su nómina. Así que ese racismo oculto está empezando a  adquirir dimensiones más notorias, mas preocupantes, menos inofensivas. Los inmigrantes en Vic ya sentían que esas miradas racistas dejaban de perderse en el suelo al cruzarse con ellos y se fijaban en sus ojos tristes mezclando el odio y el resentimiento, la amenaza y la agresión. Los asesinatos xenófobos, las guerras y los genocidios, no suelen surgir de un día para otro, hay un montón de señales y fases que se deben ir dando para que una desgracia digna de ser juzgada en la Haya se produzca. En la Alemania de los años 30 no pasaron en un día de tomarse una brandwürst juntos un judio y un alemán bien nacido a matar a 6 millones de los primeros por los segundos, antes de eso, hubo una serie de situaciones que fueran desembocando en otras mas graves influidas unas por las otras.

Mientras el mundo entero se debatía con la mayor crisis económica de la historia, el Crack del 29, un hombre se frotaba las manos, un hombre que comprendió que era el momento de que su ideario radical, marginal, de corrillos, podría calar, ellos necesitaban encontrar a alguien que les enseñara el camino y cuales eran los enemigos, cuando el enemigo es visible la lucha es más sencilla ¿y cuales eran? los judios; en nuestro caso, los Inmigrantes de Vic; había que echar a esos que estaban comiéndose los escasos recursos que teníamos y que los bancos no podían darnos: Las leyes de Nuremberg, que quitaban los derechos a todos los judios; que suena obscenamente a quitar el derecho del Padrón, que no es otra cosa que eliminar el acceso a los derechos de los inmigrantes.

Suena a Exageración, pero la situación actual es tremendamente similar a la que se vivió en aquella época, por eso conviene acudir a los libros de historia leer sobre el Crack del 29 y la ascensión del nazismo y ver qué fue lo que ocurrió, qué fue lo que convirtió a personas normales en complices del mayor genocidio de la historia, conviene no olvidar de donde vinimos y comprender que es mejor exagerar ahora, que lamentar mañana.

3 comentarios leave one →
  1. el que te pone lo cuernos permalink
    febrero 2, 2010 9:01 am

    ya se lo decia a tu mujer anoche, porque no se ingresa en un frenopático tu marido???
    y me contesto: joder con lo que rio de él…

    Me gusta

  2. febrero 2, 2010 1:56 pm

    Gran aporte, y como no, siempre desde el anonimato, con valor.

    Me gusta

  3. mayo 4, 2010 7:49 pm

    Es una lastima que no retiren ese Xristo, y todos cuantos se reparten por el terreno hispano. Jesús sería un buen tipo, pero el signo de esas bestias, que se dedicaron durante siglos a asesinar, quemar, amordazar personas. A expulsar personas de otras religiones, robando sus bienes, y aniquilando sus familias, y su porvenir.
    Hemos vivido su represión hasta hoy mismo, y provocando la persecución de las ideas, de la Libertad, y de las personas; sobre todo contra los derechos de la mujer, homosexuales, etc.
    Mientras se permiten encubrir sus pecados viciosos, y asesinos de violar niñas, y niños, apostando que el problema esta en la sociead, y no en la obligada, y nefasta castidad.
    Se permiten enseñar moral, y ética, cuando debían ser ellos los que deberían aprender normas imprescindibles de la convivencia.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: